Se reducen las viviendas nuevas pendientes de venta en Barcelona

El censo de vivienda elaborado por la Sociedad de Tasación ha revelado que el stock de viviendas nuevas a la venta en Barcelona cayó un 89,6% con respecto a la cifra que esta entidad recogió en su censo de 2016.

La noticia ha sido publicada por Barcelona Meeting Point que celebrará su 22ª edición del 25 al 28 de octubre. Este evento se ha consolidado como el Salón Inmobiliario más importante de España desde 1997.

En efecto, el estudio ‘Censo ST de Vivienda Nueva en Barcelona y Área Metropolitana 2018’, que realiza un completo y detallado examen de la situación del mercado inmobiliario en los municipios de la Ciudad Condal y su área metropolitana, revela que de las 2.793 unidades de vivienda nueva en oferta registradas en el Censo ST 2016 sólo quedaban en mayo de este año unas 289 viviendas. De mantenerse este ritmo de absorción de stock, la oferta de viviendas nuevas en Barcelona podría llegar a agotarse por completo en junio de 2019, o incluso antes. Asimismo, también podría producirse un escenario de aceleración en los repuntes de precios que ya han sido constatados en los últimos semestres.

Pero no sólo ha cambiado la cuantía del stock de viviendas nuevas, también su composición. El peso de la vivienda en construcción ha aumentado un 65,7% desde 2016 hasta constituir el 50,9% de la oferta total, mientras que los inmuebles terminados representan solamente el 12,4% de las viviendas nuevas que se ofertan en Barcelona y su área metropolitana, lo que refleja una reducción del 53,6% con respecto a 2016. Por su parte, la vivienda sin iniciar completa este censo representando el 36,8% de la oferta e incrementándose en un 54,8%.

Además, el estudio de ST Sociedad de Tasación desvela que el tamaño medio de las viviendas que forman parte del stock se está manteniendo estable en el Área Metropolitana desde 2016, siendo claramente predominante el segmento de las superficies de entre 100 y 150 m2. En la capital, sin embargo, se ha registrado un aumento notable de las superficies de 100 m2 en detrimento del segmento inmediatamente inferior.

En lo relativo a los precios de la vivienda en esta zona, el estudio refleja un claro aumento con respecto a los registrados en 2016. Las viviendas de menos de 150.000 euros han pasado de suponer el 15,9% de la oferta a tan solo el 4,8% y es imposible encontrar una vivienda en este rango de precio en la ciudad de Barcelona, mientras que las viviendas de más de 300.000 euros se han incrementado significativamente.