Ciudades accesibles

Las ciudades accesibles son aquellas que en el diseño y la funcionalidad de los servicios que ofrecen a los ciudadanos, tienen en cuenta a las  personas con discapacidad física o intelectual y facilitan su inclusión en la sociedad de forma que sean lo más autónomos posible.

El portal www.sostenibilidad.com, patrocinado por la empresa Acciona, publica un ranking con las ciudades más accesibles. Destacan por facilitar a todos sus ciudadanos la movilidad y son ejemplos a imitar para que nuestra sociedad sea cada vez más justa e inclusiva. Como podemos ver a continuación, los beneficios de la construcción accesible son evidentes para todos los ciudadanos. Incluso las personas que gozan de buena movilidad física, en algún momento de su vida se enfrentarán a una barrera arquitectónica que les dificultará el acceso a un edificio, transporte público o lugar de residencia.

Publicamos a continuación las 5 ciudades que el portal sostenibilidad.com ha seleccionado cómo buen ejemplo de ciudades accesibles.

1- Denver (Estados Unidos)

A pesar de encontrarse enclavada en las Montañas Rocosas, Denver es una ciudad relativamente plana, lo que facilita su adaptación a unas infraestructuras accesibles para personas con movilidad reducida.
La capital de Colorado ofrece un gran abanico de actividades lúdicas y culturales para personas con discapacidad y cuenta con una red de metro 100 % accesible, y según el portal especializado en ciudades adaptadas Wheelchair Travel obtiene una puntuación de 20 sobre 25 basada en los siguientes criterios: transporte público (4/5), taxis adaptados (3/5), aceras (4/5), atracciones turísticas (4/5) y hoteles (5/5).

2 – Gdynia (Polonia)

El caso de Gdynia es especialmente meritorio al tratarse de una ciudad con un casco histórico antiguo más difícil de transformar en accesible para personas con algún tipo de discapacidad. La ciudad polaca ha adaptado casi al completo todos los autobuses públicos -97 %- y más de la mitad de los trolebuses -58 %- para sillas de ruedas y la mayoría de edificios públicos, restaurantes y museos, siendo considerada la ciudad de Polonia con un mejor transporte público, ya que también apuesta por la eficiencia energética con trolebuses eléctricos y autobuses híbridos.
Además, toda la ciudad cuenta con un único sistema de información en braille para personas con discapacidad visual con ánimo de facilitar el día a día de sus ciudadanos y visitantes.

3 – Milán (Italia)

En una ciudad con el atractivo turístico e histórico como Milán es imprescindible contar con unas infraestructuras accesibles. Ganadora del premio Access City Award en 2016, la capital lombarda ha adaptado sus innumerables monumentos y edificios históricos para personas con movilidad reducida. Es el caso del teatro La Scala, el más emblemático de la ciudad. Es totalmente accesible con silla de ruedas, cuenta con ascensor y no hay barreras arquitectónicas, de manera que se puede acceder a la platea a través de rampas.
Además, las autoridades no solamente han adaptado la ciudad para hacerla más accesible, sino que ha aprobado una serie de medidas para que cualquier proyecto futuro esté enfocado hacia la inclusión laboral de las personas con discapacidad.

4 -Seattle (Estados Unidos)

La Ciudad Esmeralda de Estados Unidos es un ejemplo de adaptación inclusiva desde hace décadas. Su red de transporte público lleva casi cuarenta años siendo accesible para sillas de ruedas y ofrece descuentos para personas con movilidad reducida. Además, cuenta con un sistema especial de movilidad puerta a puerta dentro de los límites municipales.

De hecho, ocupa el primer lugar en el portal especializado Wheelchair Travel como destino más accesible del mundo para personas con sillas de ruedas, puesto que aparte del transporte público, las principales atracciones de Seattle como el observatorio Space Needle, el puerto de cruceros Puget Sound, la fábrica de aviones Boeing, el acuario o el Museo Music Experience Project, entre muchas otras, están completamente adaptadas a las personas discapacitadas.

5 – Tel Aviv (Israel)

La segunda ciudad más poblada de Israel está dedicando un gran esfuerzo en los últimos años para hacer de sus calles e infraestructuras accesibles a todo el mundo. En términos de transporte, casi todas las líneas de autobuses son ya accesibles en sillas de ruedas y las paradas comunican mediante un mensaje cuándo se acercan los autobuses para informar a las personas con discapacidad auditiva.
Por otro lado, todos los edificios públicos, bancos y la mayoría de restaurantes y hoteles cuentan servicios adaptados a personas con movilidad reducida, tanto accesos, puertas y rampas como habitaciones y baños.